Inicio Locales Captan a “rata” paseando en el interior de la Iglesia San Juan...

Captan a “rata” paseando en el interior de la Iglesia San Juan Bautista de Huaral

Esta mañana, una rata fue captada paseando en el interior de la Iglesia San Juan Bautista de Huaral, causando admiración en las personas que se encontraban en el lugar.

Según la persona que se encontraba sentada en las bancas, este roedor habría salido del interior de la iglesia que está en ruinas.

Finalmente, luego de tanto pasear por todo el templo, esta rata fue atrapada para luego poder matarla para que no siga causando disturbios.

Ya han pasado varios años desde que el techo de la iglesia se derrumbó, estos animales seguramente lo han tomado como hogar

Video: Enlace Noticias

Texto: Huaralenlinea

¿QUÉ PASÓ CON LA IGLESIA?

Como se recuerda en el año 2017 el 1 de febrero, el techo de la iglesia colapsó y desde ese momento quedó clausurada.

Más Información

Techo de iglesia de Huaral continúa derrumbándose

En la actualidad, la iglesia se trasladó al patio de la parroquia, donde desde ese momento las festividades se realizan en ese lugar.

HISTORIA

La construcción del templo en nuestra ciudad no tiene una fecha definida pero por deducciones se puede decir que se construyó a la par con la fundación española.

Corría el año de 1891, y el pueblo de Huaral tuvo que soportar un terrible aguacero; el Rio Chancay, se salió de su cauce y arrasó la quebrada de San Miguel. Esta lluvia derrumbó gran parte del techo de la iglesia que era plano. Naturalmente que si hubiese sido redondo -como lo es actualmente-, la lluvia no habría causado tanto perjuicio.


En tales circunstancias se procedió a la restauración; y a principios de 1892 se formó una junta Pro-Refacción. La presidía Don Luis Colán y la integraban don Sebastián Cahuas, don Juan C. Sánchez, don Gregorio Cáceres y don Luis Paulet. Cada uno aporto entonces una importante suma de 100 soles oro para el trabajo.

Cooperaron los señores hacendados del valle y la obra casi se termino. Ahora el Templo ofrecía un nuevo aspecto. Su techo era una nave redonda, pero… le faltaban las torres y al lado izquierdo se alzaba un tosco y alto paredón de donde pendían las campanas.

Artículo anterior¡Feliz 459° Aniversario querido distrito de Chancay!
Artículo siguienteVacunados con dos dosis de Pfizer pueden estar 70 % más protegidos que los no inoculados

Deja un comentario